Páginas vistas en total

lunes, 27 de agosto de 2012

Repaso mis pasos.

Bueno, lectores, hoy quiero compartir con vosotros un resumen de mi vida. Un resumen de estos catorce años, un mes y trece días que llevo en este mundo. Un largo tiempo de errores y aciertos, buenos y malos momentos, risas y lágrimas, amigos y traidores, amores y decepciones; pero ante todo, un largo tiempo de caídas y de volver a levantarme. No quiero enrrollarme demasiado en esta entrada, así que... al grano.

Comencemos en los primeros meses de vida de esta joven e insignificante chica que os está hablando. Nací entre una familia humilde y que, sin vivir con excesos pero tampoco con necesidades, me daban todo lo que necesitaba. Por aquel entonces yo vivía en Simancas y aún no conocía su actual vida. Un pequeño piso de dos dormitorios en el que teníamos que vivir ocho personas. Sigo manteniendo que no pasábamos necesidades, pero simplemente era el piso en el que mi familia llevaba toda la vida y continuamos en él tras mi nacimiento.

Sin embargo, al año de nacer, cuatro meses después de la muerte de mi abuela, mi familia decidió cambiar de hogar y Canillejas nos recibió grandiosa y maravillosamente. Desde aquella etapa y hasta hoy, me siento orgullosa de decir que vivo en MI BARRIO.

Todo continuó tranquilamente y sin novedades hasta mis tres añitos. Llegó el colegio y aquello era algo a lo que yo no estaba nada acostumbrada. Nunca antes había estado en una situación parecida, pues no había ido a la guardería y mis hermanas eran demasiado mayores como para considerarlas niñas. Sorprendida, fue algo que me encantó; tantos niños a mi alrededor era fantástico y aún recuerdo lo eterno que se me hacía cada fin de semana. En definitiva, nada parecido a ahora.

Sigamos. Un año después, más o menos, conocí a la persona más divertida que he conocido, alguien que, aunque ahora ya no continúe teniendo el contacto conmigo, sigue tan presente como entonces. Ismael Torres Fernández.

Saltemos dos años en mi vida y contemos como empecé la E.P.O.; conocida por todos como la Primaria. Los primeros exámenes y eso de aprender a contar me entusiasmó al principio, pero con el paso del tiempo, me fui convirtiendo en la persona pasota que soy ahora.

A los ocho años llegó ella, mi pequeña y "adorable" sobrina; aunque la quiero más que a una hermana, sinceramente. Nos hicimos inseparables, y, aunque peleemos, prefiero quedarme con los miles de te quieros que nos decimos al cabo del día. Te quiero enana.

Y ahora viajemos hasta los diez años. La mayor desgracia de mi vida, la que marcó mi vida desde entonces. La muerte de alguien que me hace falta en muchas ocasiones. Un cómplice, una persona que me cubría las espaldas en miles de travesuras, una persona que me hacía divertirme y me enseñaba pequeñas palabras de italiano siempre que se lo pedía. Una persona que, con el tiempo, me hizo ser como él. Amo Italia tanto como él y me encantan las mismas cosas que a él. TI AMO MOLTO, MIO PAPA.

A los años siguientes no les voy a dedicar mucho... un error enorme que me costó demasiado, las primeras decepciones en la guerra del amor, los primeros suspensos, los innumerables cambios en mí, y ante todo, un cambio de actitud de verdad. Pero lo más importante ha sido una persona, aunque no voy a dedicarle ni una línea. Y también, en unos meses, adelanto que tendré otro sobrino, o sobrina; al que convertiré en un nuevo hermano. Le mimaré y le daré todo lo que pueda.

Bueno, acabo diciendo lo de siempre: GRACIAS A TODOS LOS QUE ME APOYÁIS PARA QUE CONTINÚE DÍA A DÍA.Una vida de locuras.

4 comentarios:

  1. TU PADRE MURIO?! A QUE EDAD?! :O

    ResponderEliminar
  2. Muuuuchisissisimo apoyo<3
    Tu padre estaria mas que orgulloso de ti y de como escribes!
    Te sigo<3

    1abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias cielo :)
      Y eso quiero pensar, a él le gustaba leer y siempre me intentó animar a ello.
      Gracias, yo a ti también <3
      Besos.

      Eliminar